El artesano que le da protección a los riders de longboard

by tuanix

Más allá de cuero.

Mientras el clima frío y húmedo del volcán Irazú tiende a bajar desde la cumbre hacia sus faldas, en San Blas de Cartago, Miguel Amador intenta no preocuparse demasiado, al fin y al cabo su hijo ya es un adulto y sabe bien cómo cuidarse. Sin embargo, mientras atiende el diario trabajo que se genera en su taller de zapatería ha tenido en los últimos meses una preocupación singular y poco común; al lado de las suelas, cueros, materiales diversos y cortes precisos debe también tomar nota mental del entorno deportivo que seleccionó su hijo, el joven se dedica con pasión e intensidad al singular deporte del Longboard.

tuanix_magazine_hechoencr

Evidentemente este deporte tiene su nivel de complejidad y tiene también su nivel de riesgos, como ocurre en muchas otras actividades deportivas, en este caso la decisión de su hijo de convertirse en un rider de longboard de firmes intensiones le quita el sueño. Su preocupación no está de más, este deporte eleva la adrenalina del competidor al máximo durante segundos mientras cruza el asfalto a altas velocidades, se mantiene en escaso equilibrio sobre su patineta y -sujeto a las fuerzas de la dinámica- se desliza cerca de un suelo rugoso y firme que puede provocar lesiones en la piel en distintas partes del cuerpo. El asfalto está diseñado para mejorar el rodamiento de las llantas de los vehículos que circulan sobre él, no para el desplazamiento de una pequeña patineta que lleva en su lomo a un valiente montador, desafiando todas las leyes físicas en los momentos más exigentes, tampoco está diseñado para recibir la piel frágil del montador si hay contacto entre ellos a alta velocidad. Las lesiones pueden ser muy serias dependiendo de la suerte con que se cuente en ese momento.

tuanix_magazine_hechoencr2

Sin embargo, Miguel -como padre preocupado- no se deja amedrentar y coloca sobre la mesa de trabajo toda su experiencia de casi cuarenta años en el manejo del cuero, toma nota de los comentarios de su hijo sobre la protección que se utiliza comúnmente en el longboard, analiza con agudeza la confección de los trajes especiales, toma nota de los detalles y prepara las piezas necesarias. Con las tijeras a mano, trozos de cuero seleccionado para este fin, cuchillas bien afiladas y algunas láminas de papel para los moldes, se prepara para confeccionar el traje de protección que utilizará su hijo en sus entrenamientos y competencias.

tuanix_magazine_hechoencr4
El tiempo ha pasado, el clima del Irazú ha variado muchas veces, grandes competencias se han organizado en esas calles empinadas que se han convertido en improvisadas pistas para las competencias de longboard y, con ello, el hijo de Miguel ha visto pasar muchos kilómetros de suelo bajo las ruedas de su patineta, experimentando caídas sobre el asfalto y evitando  las lesiones en su piel en cada accidente. A la fecha también se han confeccionado muchos trajes y la experiencia desarrollada en ese pequeño taller se ha enriquecido, de tal forma que ahora Miguel pone a disposición de los riders del país -y de otras latitudes- trajes a la medida con diversos diseños. Ofrece alta calidad en su producto para cubrir la piel de los riders más atrevidos, tomando en cuenta todas las características que debe brindar un traje de cuero a la medida: flexibilidad que permita el movimiento libre, suavidad para evitar la fricción interna, frescura para la exposición al sol y sobre todo protección reforzada para todas las partes del cuerpo que suelen estar más expuestas durante las caídas.

En ese taller son bienvenidos todos los practicantes de longborard, desde los juniors hasta más los más experimentados, la durabilidad del traje y sobre todo la protección que van a recibir con los mejores cueros y la experiencia de Miguel están aseguradas para una práctica más segura, las caídas no van a dejar los recuerdos que solían dejar antes.

tuanix_magazine_hechoencr5
Para contactar a Miguel y coordinar una cita basta con llamarlo a su celular, el 8404-4735, con su agradable sonrisa, su sencilla forma de ser y su experiencia de trabajo la satisfacción está garantizada.

Redacción y fotografía: Ricardo Quirós / ricardo@tuanixmag.com

Escriba un comentario